TIEMPO EN SINGAPUR

Tiempo en Singapur

El clima de Singapur es tropical, debido a que se localiza a unos 137 kilómetros aproximadamente de la línea del Ecuador. Pese a que en la mayoría de las guías turísticas se lea que cuenta con dos estaciones: una calurosa y seca, y otra calurosa y húmeda, la verdad es que cada vez es más difusa la diferencia entre ambas. A grandes rasgos llueve  y hace calor durante todo el año.

Con la idea de entender un poco mejor el tiempo de Singapur se ha elaborado un perfil derivado de los datos oficiales de la National Environment Agency determinando que:

Las temperaturas 

Por lo general los niveles más altos rondan los 31 grados, mientras que las más bajas se sitúan entre los 24 y 26 grados. Siendo constante que tanto las máximas, como las mínimas y medias anuales no sufran grandes alteraciones entre un mes y otro.

Las precipitaciones:

Ciertamente se elevan un poco en el periodo comprendido entre octubre a marzo. Sin embargo, incluso durante la estación “seca” abundan las precipitaciones habiendo en su historia lapsos entre junio y julio con registros de lluvias torrenciales. La particularidad en realidad es la manera de llover, esta puede producirse a cualquier hora del día bajo forma de forma torrencial desde un par de horas hasta una tarde – noche completa. Asimismo suele suceder que en un mismo día amanezca un cielo despejado y luego se produzca en la tarde una fuerte tormenta.

Entender el clima de Singapur

Un factor clave que no revelan ni las guías ni las estadísticas, es la sensación térmica. Se trata del resultado de conjugar la elevada humedad característica de Singapur, con la ventilación que es bastante cambiante durante el día.

En este país, la sensación térmica puede llegar a ser muy superior a la que registran los termómetros. Es por ello, que la gran mayoría de los locales cerrados, así como el transporte público – donde se incluyen autobuses y metro – disponen algún tipo de sistema de refrigeración, bien sea a base de aire acondicionado o de ventiladores.

Consejos para viajar a Singapur a pesar del clima:

La primera recomendación es no dejarse intimidar por el clima. Es normal que al principio se note bastante el calor, pero luego de unos días llega el punto de equilibrio. Gracias a que existen diversos lugares para visitar que por ser cerrados cuentan con sistema de aire acondicionado, ni el calor ni la lluvia será obstáculo para conocer la ciudad.

En los días donde la temperatura apremie, es mejor tratar de hacer las rutas con caminatas muy temprano en la mañana o ya para finalizar la tarde; mientras que las horas más calurosas, pueden utilizarse para visitar los incontables centros comerciales o museos.

Por último, al hacer las maletas para viajar a Singapur o a sus países vecinos, no se debe olvidar llevar ropa muy ligera que absorba con facilidad el sudor y contribuya a la transpiración; y aunque pueda sonar contradictorio, se deberá incluir alguna prenda de abrigo.